Páginas vistas en total

lunes, 4 de marzo de 2013

Río Teatro sin concesiones viene con Sexo



Empatucada de sexo, por el lenguaje, los contenidos, el verbo y el desafío moral, el Teatro Río Caribe pone las cartas sobre la cama para establecer un juego ético sin alcabalas de pudor. Sexo es igualmente una confluencia de talentos suficientemente atractivos para el público: la dirección de Marcel Rasquin , laureado director de cine por “Hermano”, compartida con Francisco Denis, las actuaciones de  Prakriti Maduro, Susana López y Karina Velásquez, y el texto del director y dramaturgo alemán René Pollesch.

Lo que se concibe como teatro de vanguardia, teatro multimedia y teatro experimental, será sometido al (pre)juicio del público los días jueves 28, a las 10 pm y viernes 29 a las 9:00 pm, en el Espacio PluralTrasnocho. “Sexo no es una obra de teatro. Es un texto que debe ser usado como instrumento”, palabras del autor. Estrenada en 2009, la obra fue merecedora de tres premios Municipales de Teatro: Mejor Música, Mejor Escenografía y Mejor Actor (Francisco Denis). Pollesch es director de la sala experimental de la Volksbühne de Berlin y trabajo estrechamente con Denis sobre la comprensión del texto y sus diversas aristas de interpretación, además de indagar sobre la puesta en escena. Como producto de este encuentro, Pollesch decide otorgar  los derechos de su obra a la agrupación Río Teatro Caribe, una de las pocas que cuenta con este privilegio en América Latina.

Lo que sigue es la crudeza sin concesiones. Con este montaje, Río Teatro Caribe hace de la escena una disertación filosófica sobre cómo las relaciones contemporáneas están basadas en la economía. Una tesis sobre sexo y dinero, llevada al público de una manera atractiva, multimedia e impredecible. Y se pregunta: ¿Qué tan parecidas pueden llegar a ser nuestras relaciones de sexo y amor a las ofrecidas en un burdel? ¿Compramos y vendemos nuestros sentimientos?

Las actrices más que encarnar personajes, se transforman en la mente y el corazón de putas, esposas, novias, esclavas, feministas y machistas... se expresan con franqueza reduciendo el sexo a una transacción comercial y reconstruyéndolo como la razón de relacionarse. Las revelaciones de las tres mujeres son captadas y expandidas por una cámara en vivo que le da carácter de voyeurista al público.
Sexo se estará presentando el 28, a las 10 pm y 29, a las 9:00 pm en el Espacio Plural Trasnocho, a las 10 pm,  ubicado en el casco histórico de Petare. Las entradas pueden  adquirirse en las taquillas del teatro,    de miércoles a domingo  de 1:00 a 4:00 pm y en el portal www. Tuticket.com. Mayor información puede ser solicitada a través de la cuenta de twitter: @FitCaracas y a través de http://fitcaracas.blogspot.com/


RENÉ POLLESH
 Se le considera un niño maldito de la escena berlinesa. René Pollesch, además de  director de la sala experimental de la Volksbühne, programa la sala Prater, el espacio más experimental de la Volksbühne, el búnker estatal de la renovación estética de la fascinante. Recibió varios premios y galardones: Beca de la Academia Schloss Solitude en Stuttgart 1997; Premio de Dramaturgia de Mülheim 2001; Mejor Dramaturgo alemán según la encuesta a críticos teatrales de la revista “Theater Heute” en 2002; Premio del Público y Premio de Dramaturgia de Mülheim 2006.
La dramaturgia de Pollesh se trata de un teatro enfático, fanáticamente histérico y teórico; un teatro de los cortocircuitos intelectuales y del exacerbamiento intelectual. Y dos de sus obras editadas en castellano, "Sexo..." y "Heidi Hoh ya no trabaja aquí", lo confirman.
“Existe, de hecho, en la sociedad “, sostiene René Pollesh, “una unión entre dinero y amor que permanece oculta. Y como eso existe, lo que necesitamos es dar cuenta de esa relación, que aparece justamente en los vínculos más tradicionales en los que el hombre es el que trae el dinero y la mujer es la que cuida a los chicos. Esto también es aplicable al sexo porque la mujer mantiene relaciones sexuales acambio de ser mantenida, algo instalado en buena parte de la sociedad como algo no dicho. Lo que hacemos nosotros es formalizar eso. También se dice que el dinero destruye al amor. Nosotros nos negamos a eso. O decimos: «No necesariamente»".


No hay comentarios:

Publicar un comentario